Cheque electrónico: conoce la nueva iniciativa y como se cambiarán estos cheques

El Banco Central de la República Argentina (BCRA) anunció, a través de su Vicepresidente Lucas Llach, la iniciativa de convertir la totalidad de los cheques que se manejan en el país en electrónicos, dejando en desuso los cheques papel que todos conocemos. Rápidamente el proyecto repercutió en el mercado financiero con varias dudas. ¿Cómo funcionarán? ¿Los aspectos de seguridad? ¿Cómo se podrá cambiar un cheque electrónico?

¿Adios a las firmas en cheques papel? Los cheques electrónicos, cada día más cerca
¿Adios a las firmas en cheques papel? Los cheques electrónicos, cada día más cerca

Si bien no tienen fecha de salida, los cheques electrónicos son casi una fija en los próximos meses. Según el Central, a cargo del proyecto, es su obligación adoptar las nuevas tecnologías con el fin de reducir costos y aumentar la agilidad y seguridad en todas las operaciones. Los cheques electrónicos en reemplazo de los cheques papel sería uno de los pasos.

“Estamos trabajando con los bancos para el cheque puramente electrónico”, manifestó Lach, vicepresidente del BCRA y responsable de un proyecto que está en etapa de estudio, en plena evaluación de pros y contras de dejar de usar el tradicional cheque papel (entre otras cosas, fácil de cambiar) y empezar a usar una versión 100% digital.

Freno legal al cheque electrónico

Hoy en día, las barreras legales son las mayores para empezar a utilizar cheques electrónicos, una modalidad que ya se utiliza en muchos países del mundo. El documento físico, el cheque papel, no solo sirve como respaldo de pago, sino que es prueba suficiente a presentar ante una autoridad competente en caso de incumplimiento de pago. En la jerga financiera, se denomina al cheque papel como un título ejecutivo.

Si bien esta barrera legal comprometa muchas de las operaciones que hoy en día se realizan con cheque en nuestro país (solo en 2016 se corrieron cheques por más de $ 2,8 billones), los beneficios obligan al Banco Central, junto a socios legales y tecnológicos, a encontrar soluciones que permitan la salida de los cheques electrónicos.

Beneficios del cheque electrónico

La iniciativa de comenzar a usar cheques electrónicos tiene como principal beneficio el de la inclusión, ya que facilita el acceso a la emisión y cobro de cheques a cientos de personas físicas y empresas, sobre todo Pymes, para las que hoy en día el cheque es un elemento clave. El cambio de cheques de empresas es además un instrumento de financiamiento para pequeñas y medianas empresas nacionales.

Pero además, comenzar a utilizar cheques digitales supone también una importante reducción de costos y una eficiencia en procesos y tiempos. Ya no hará falta rastrear un elemento físico para emitir o cobrar un monto de dinero a través de cheques. Supone un avance similar al de las tarjetas de débito para pagos o extracciones bancarias.

En otros países se utiliza el cheque electrónico desde hace años
En otros países se utiliza el cheque electrónico desde hace años

Depósito electrónico de cheques

Vale la pena aclarar que los cheques electrónicos o digitales no son lo mismo que la función de depósito electrónico, habilitada por el BCRA desde noviembre 2016. El principal organismo en nuestro país permite desde hace meses que quien posea un cheque a favor, pueda depositarlo en terminales autoservicio y no solo eso, muchos bancos privados y estatales ofrecen ya la posibilidad de depositar cheques en cuentas propias enviando imágenes del mismo, ya sea a través de homebanking o aplicaciones de celular.

¿Cómo será el cambio de cheques electrónico?

Una actividad normal con cheques es su cambio por efectivo. Intermediarios compran estos documentos permitiendo ahorrar plazos de pago, a cambio de una comisión. Si bien todavía no está claro cuál será el proceso para cambiar cheques electrónicos, se supone que no debería haber diferencias al proceso actual. Por el contrario, serían más los beneficios que las dificultades.

Cambiar un cheque electrónico por efectivo simplifica la dinámica, ya que el poseedor de un cheque podría facilitar el envío al intermediario, quien a su vez tendría más y mejores herramientas para chequear la veracidad del documento recibido en forma digital. Hoy en día, herramientas digitales tan sencillas como e-mail o whatsapp se utilizan para la comprobación de los cheques papel a cambiar.

Estaremos atentos a las novedades del mercado financiero en Argentina sobre cheques electrónicos para si ofrecer el servicio de compra, descuento y cambio de cheques digitales apenas esté disponible esta nueva funcionalidad.